Blog del programa de rehabilitación y entrenamiento neurocognitivo en patología dual (drogodependencia + enfermedad mental)

Archivo para la Categoría "Patología Dual"

ALUCOD EN LAS REDES SOCIALES

ALUCOD es una organización no lucrativa en la que trabajamos para que personas con adicciones y/o enfermedad mental, superen con éxito sus problemas.

Llevamos más de 25 años trabajando por la salud de las personas.

Si quieres conocer el trabajo que realizamos o las últimas novedades, puedes visitarnos en nuestra web, plataforma digital y redes sociales.

http://www.alucod.com/

http://www.familiaydrogas.es/

https://www.facebook.com/alucod/

https://twitter.com/alucod?lang=es

https---twitter.com-alucod-lang=es

Contacta con nosotros y pide asesoramiento gratuito a través del teléfono:

924 87 03 14 o 689 10 21 52

“ALUCOD  POR LAS PERSONAS. ¡PÍDENOS AYUDA!, TE SOBRAN MOTIVOS PARA SER FELIZ…”

 

Anuncios

“AVENTURA EN BICICLETA”, TERAPIA NARRATIVA PARA EL TRATAMIENTO DE LAS ADICCIONES

Se trata de una propuesta metodológica, mediante práctica narrativa, para el abordaje de los problemas de adicción a sustancias.

La metáfora del viaje, sustituye el término tratamiento (asociado al déficit, a la patología y con una gran carga de emociones negativas) por “aventura”, lo cual tiene importantes implicaciones, ya que facilita un ambiente positivo y aumenta la motivación y la implicación de la persona en el proceso de cambio. Es la persona la que mueve la bicicleta y la dirige hacia el destino elegido.

Podemos destacar tres elementos importantes: la bicicleta, el kit de emergencia y la ruta.

  1. LA BICICLETA DE LA VIDA

El primer elemento a tener en cuenta es la bicicleta.

En la siguiente imagen, se ve cómo la bicicleta se convierte en un gran mapa narrativo en la que todos los elementos están relacionados. No hay ninguna parte insignificante, todo cuenta para dar más fortaleza al conjunto.

bicicleta

Como se puede observar, existen varios elementos, entre ellos:

Sillín: Representa todas aquellas áreas que permiten un nivel mínimo de bienestar. Incluimos aquí actividades atractivas para la persona que le permiten relajarse, descansar y disfrutar.

Cuadro: Representa las estrategias, habilidades, capacidades y valores de la persona. Se tienen en cuentan constructos estructuralistas como recursos disponibles, pero se va más allá, explorando aquello a lo que la persona le da valor, lo que para ella da sentido a la vida.

Ruedas: en las ruedas se representan las relaciones significativas para la persona y las contribuciones tanto recibidas como dadas. También aquí hay espacio para aquel legado que nos gustaría dejar a los demás.

Manillar: permite dirigir nuestras fortalezas y el esfuerzo realizado, hacia el destino deseado. Aunque está directamente relacionada con los sueños y los propósitos, se enfoca hacia como nos dirigimos hacia ellos, las decisiones que tenemos que tomar y las estrategias utilizadas. Representa aquello que nos ayuda a tomar decisiones, a dirigir nuestros pasos hacia aquello que queremos.

Pedales: esperanzas, deseos, sueños para ellos, los demás y la comunidad. Estrategias que te ayudan a mover la bici hacia aquello que deseas.

  1. KIT DE EMERGENCIA

Un complemento muy útil que podemos incluir en la bicicleta es el “kit de emergencia”, que nos ayudará a superar las dificultades que encontremos por el camino.

Como se puede apreciar en el siguiente esquema, cada kit de emergencia será único, influido por la ruta, pero adaptado a la persona, a sus habilidades, a su historia, a todo aquello que es importante y significativo para cada uno.

kit de emergencia.jpg

  1. LA RUTA

La ruta hace referencia al viaje por descubrir que se presenta ante nosotros, con retos de diferente dificultad que, a medida que superamos, nos acercan a ese lugar que deseamos.

Supone una gran fuente de motivación, refuerza el sentido de agencia personal, ayudando a prevenir las recaídas y el abandono de la ruta en momentos críticos.

Cuando comenzamos la construcción de la ruta, podemos encontrarnos con varias posibilidades a tener en cuenta:

  • Tener una gráfica de otras personas que ya hicieron el camino. Nos puede ayudar para orientarles en el comienzo.
  • No disponemos de una gráfica, pero sí la experiencia de la persona que ha hecho en otros momentos ese camino u otro similar. Con esto comenzamos a trazar la ruta, a partir de la experiencia y el conocimiento que tiene la persona de ella.
  • No tenemos una gráfica que nos sirva de guía, ni una experiencia clara que podamos traer. En estas situaciones podemos reflexionar sobre la ruta, intentar predecir cómo será y que podemos encontrar.

No siempre vamos a tener una información clara y detallada. De hecho, lo más común, es que al principio sea un simple esbozo, poco definido al que le vamos añadiendo los demás elementos hasta darle forma a ese paisaje único. Sin embargo, independientemente de la información que tengamos, siempre podemos reflexionar sobre la ruta a la que nos enfrentamos y los recursos de los que disponemos.

image3.jpg

Descripción de los elementos.

Podemos distinguir dos partes fundamentales en la construcción de la ruta:

  • Las características de la ruta
  • Los elementos de la ruta
  1. Características de la ruta. ¿Cómo es el camino que emprendemos?

Un camino con un comienzo y un final previamente determinados. En los diferentes tramos que forman la ruta encontramos diferencias que es importante analizar. Podemos distinguir varios puntos importantes, el inicio o “Km. 0”, el destino y donde se encuentra la persona, que habitualmente no es el inicio.

Punto de partida: ¿Dónde estamos? Es muy importante saber en qué parte de la ruta estamos y reflexionar sobre el camino ya andado. En este punto podemos enlazar con las preguntas escala de la terapia breve centrada en soluciones. Algunas preguntas que pueden ayudar a explorar:

  • ¿Qué dice de ti encontrarte en ese punto del camino? ¿Cómo llegaste? ¿Qué has puesto de tu parte? ¿Qué otras cosas crees que puedes hacer para avanzar, aunque sea un pequeño tramo de ruta?
  • Y para llegar a este punto ¿Qué crees que tendrías que hacer?

Destino: hablar con detalle del destino elegido, permite definir los objetivos en palabras de las personas y teniendo como base sus sueños, esperanzas y propósitos de vida. ¿Dónde queremos llegar? ¿Qué nos guía? ¿Este destino nos lleva a otros destinos preferidos? Cuando llegue, ¿Qué crees que ocurrirá? ¿Cómo te sentirás?

Tramos de diferente dificultad. Subidasbajadas, curvas, llanos y rotondas.

  • Subidas:Representan momentos de dificultad. Tenemos que utilizar todas nuestras fuerzas para subirla.
  • Bajadas:Representan momentos en apariencia fáciles, pero en los que tenemos que estar alerta porque podemos perder el control.
  • Curvas:Representan momentos en los que tenemos que hacer cambios de dirección para seguir el camino.
  • Llano: Representan momentos de calma, donde sólo necesitamos seguir pedaleando de forma moderada para seguir el camino.
  • Rotonda:Representa aquellos momentos en los que damos vueltas a un punto fijo, momentos en los que estamos estancados, ni avanzamos, ni retrocedemos. No nos llevan a ninguna parte, a menos que salgamos de ella.

En todos estos tramos se evidencia que las diferencias en el camino no suponen un obstáculo para continuar, aunque pueden requerir los ajustes oportunos. Se refuerza la idea de que es la persona, y nadie más, la que controla la bicicleta para seguir el camino, haciendo las modificaciones necesarias.

  1. Elementos de la ruta. ¿Qué nos encontramos en el camino?

Es una descripción rica del camino que emprendemos donde se incluyen aquellos aspectos que nos ayudan a avanzar por la ruta y todos aquellos que pueden suponer un obstáculo.

Varios elementos que parecen importantes a la hora de predecir y planificar nuestro viaje:

  • Personas:Aquí podemos explorar las relaciones significativas que influyen directamente en la continuidad o abandono de la ruta:
    • Personas que nos apoyan y nos animan a seguir, que nos recuerdan que puedes seguir adelante a pesar de las dificultades.
    • Personas que nos dicen que abandonemos el viaje de diferentes formas, que nos bajemos de la bicicleta y nos demos la vuelta.
  • Fuentes:Las fuentes nos refrescan, nos ayudan a reponer fuerzas. Incluimos aquí todo lo que nos ayuda a sentirnos mejor, más relajados, más alegres, más con nosotros mismos, aunque aparentemente no tenga nada que ver con esta ruta concreta. 
  • Flores, paisaje:Pequeños detalles que hacen nuestro viaje único y especial. Puede ser difícil de identificar en este momento, porque muchos de estos pequeños detalles aparecerán de forma sorprendente, pero reflexionar sobre ello cambia nuestra percepción del camino.
  • Piedras y picos:Dificultades que podemos encontrar. Identificar las dificultades es importante, pero sobre todo nuestra actitud hacia ellas y los recursos que vamos a poner en marcha cuando aparezcan.
  • Estrellas:Las estrellas que nos guían. ¿Qué nos guía en nuestro camino? ¿Cuándo estamos perdidos que nos ayuda a seguir por nuestro camino a reencontrarnos con él? Relacionado con los sueños, propósitos y esperanzas, con aquello que más valora, lo que le da fuerzas para no dejarse vencer, para buscar el camino cuando hay confusión.
  • Campo:Nos encontramos todo tipo de terreno y variedad de vegetación. Este entorno que nos influye y donde nosotros vamos dejando huella. Aquí explorando todos aquellos aspectos relacionado con el contexto social y cultural que nos pueden influir de forma negativa o positiva en nuestra travesía.

 

Todos los esquemas utilizados, tanto para la construcción de la ruta como para la bicicleta, incluido el kit de emergencia, pueden ser considerados como documentos terapéuticos. Junto a estos, podemos utilizar otros que los complementan: certificado de bicicleta, certificado de ruta recorrida, y cuaderno de viaje.

 

Bibliografía:

https://www.psyciencia.com/viaje-metafora-terapia-narrativa-adicciones/

Satisfacción de las personas en tratamiento en la CT Casa Roja, 2018

En ALUCOD, tenemos muy presente la opinión de nuestros usuarios y nos preocupamos por la mejora continua. Es por ello, que no sólo queremos satisfacer las necesidades de las personas que se encuentran en tratamiento, sino también sus expectativas y las de sus familiares.

Hoy damos a conocer los resultados de las encuestas de satisfacción realizadas en 2018 a las personas ingresadas en la Comunidad Terapéutica Casa Roja para recibir tratamiento para su adicción y enfermedad mental, en régimen residencial.

casa-roja-de-llerena_560x280

Para obtener estos datos, durante el pasado mes de Junio se ha aplicado, de manera individual, una encuesta de satisfacción anónima que consta de 20 items, que valoran la satisfacción en los siguientes aspectos:

  • El proceso terapéutico(8 ítems): información recibida, tratamiento en sí, atención personalizada, consideración de sus intereses y necesidades en el tratamiento, tiempo libre, y actividades y horarios.
  • Los profesionalesdel equipo terapéutico (5 ítems): disposición de ayuda y trato, competencia técnica, calidad de los profesionales internos y otros externos, y personal suficiente.
  • Instalaciones(3 ítems): comodidad y confort, accesibilidad, alimentación.
  • Valoración de la calidad globalofrecida en CT Casa Roja (1 ítem)
  • Aspectos más valorados, sugerencias de mejora y observaciones (3 ítems).

Los resultados obtenidos son muy satisfactorios, siendo los profesionales, el proceso terapéutico y las instalaciones las dimensiones más valoradas.

Los usuarios manifiestan que el Equipo profesional es suficiente para dar una respuesta de calidad ajustada a sus necesidades, pese a ser pocos los trabajadores en plantilla.

En comparación con otros años, seguimos en la misma línea, incluso en algunos aspectos, viéndose ligeramente incrementados los porcentajes de satisfacción.

Todos los que conformamos ALUCOD, estamos muy contentos por las valoraciones y seguiremos trabajando en la mejora continua.

Para conocer más detalles, puedes descargar el archivo en formato pdf del Indice de Satisfaccion 2018

 

 

ALUCOD, POR LAS PERSONAS

ALUCOD es una entidad sin ánimo de lucro que ofrece una atención integral en adicciones, enfermedad mental y exclusión social, para mejorar la situación y la salud de las personas y de la sociedad en general.

Somos un equipo multidisciplinar con larga experiencia profesional.

En todas nuestras actuaciones tenemos presentes los valores fundamentales de la entidad:

  • Compromiso: Con la transformación social, la orientación a las personas, la reivindicación y la defensa de los derechos para satisfacer las necesidades y expectativas de las personas que atendemos.
  • Democracia: Reconocimiento de la diversidad en el seno de la organización, que garantiza su representatividad a través del intercambio mutuo, la pluralidad y la participación.
  • Coherencia: Con los principios de la entidad, los acuerdos adoptados y su cumplimiento de manera honesta y responsable.
  • Iniciativa-valentía: Capacidad de emprender acciones innovadoras que den respuesta a las necesidades de las personas que atendemos.
  • Transparencia: Rendición de cuentas y garantía de acceso a la información
  • Flexibilidad: apertura mental y adaptación al cambio con visión de futuro.

La entidad cuenta con dos recursos:

  • Centro Sanitario Residencial (“Comunidad Terapéutica Casa Roja”)
  • Centro Sanitario Ambulatorio Casa Blanca

Según la problemática de la persona se optará por ofrecer la modalidad de tratamiento que mejor se ajuste a sus necesidades.

Contacta con nosotros.

alucod

LA ADICCIÓN ENTENDIDA COMO TRASTORNO MENTAL

Entender las conductas adictivas como un trastorno mental es un tema controvertido y cuestionado en nuestra sociedad actual, pues existe un gran desconocimiento en la sociedad en general, sobre los mecanismos neurobiológicos subyacentes a estas conductas y poca  investigación aún al respecto.

Según la Dra. Nora Volkow, directora del National Institute on Drug Abuse (NIDA) en EEUU, “el concepto de adicción como un trastorno de la mente/cerebro desafía valores profundamente arraigados en la opinión pública, sobre autodeterminación y responsabilidad personal que señalan el uso de drogas por estas personas adictas como un acto voluntario y hedonista”.

A este respecto, la SEPD (Sociedad Española de Patología Dual) ha querido aclarar que:

Nadie elige tener una adicción. Los factores sociales ponen en contacto a la población con las drogas o sustancias pero son factores individuales los determinantes de la vulnerabilidad a la adicción. Solo un 10% de las personas expuestas a sustancias sufrirán una adicción y, de entre estas personas, la gran mayoría sufre, además de la adicción, otro problema mental, padeciendo lo que se denomina patología dual. “No todo el que consume tiene una adicción, y el que la sufre no la elige”.

Por ello, la SEPD, la Fundación Patología Dual, la WADD y la Sección de Patología Dual de la Asociación Mundial de Psiquiatría (WPA) han elaborado el siguiente decálogo:

Szerman N (1,2,4,5) Martinez-Raga J(1,4,5), Baler R (3), Roncero C (2,3,4,5), Vega P(4,5), Basurte I (4,5), Grau-López, Torrens M (1,2,4), Casas M (1,2,4,5), Ruiz P.(4)

1 World Association on Dual Disorders

2 WPA Section on Dual Disorders

3 National Institute on Drug Abuse (USA)

4 Sociedad Española de Patología Dual

5 Fundación de Patología Dual

 Las adicciones constituyen, según las actuales clasificaciones internacionales de la Organización Mundial de la Salud y la Asociación Americana de Psiquiatría (CIE y DSM) un trastorno mental, como otros, y no un problema de voluntad, fallo del “carácter” o vicio de aquellos que lo sufren.

  • La comunidad científica ha identificado las evidencias que apoyan su reconocimiento como un trastorno de clara base cerebral, al igual que otras enfermedades mentales, y ha dado lugar al llamado “modelo de la adicción como enfermedad del cerebro”

black-background-brain-close-up-818563

  • Como otros trastornos mentales, las actuales clasificaciones permiten una valoración dimensional de las adicciones: leve, moderada o grave. En este último caso, podría cursar con dependencia fisiológica y su evolución puede ser crónica y con frecuentes recaídas
  • Solo el 10% de las personas en contacto con sustancias o situaciones con propiedades adictivas, sufrirán una adicción. Ese porcentaje de población expuesta a sustancias o situaciones adictivas, desarrollarán este problema de salud mental llamado Trastorno por Consumo de Sustancias y/o Adicción. Estas personas presentan una susceptibilidad y vulnerabilidad que viene producida por factores individuales, genéticos, psicopatológicos y medioambientales.
  • Las adicciones se presentan, en su amplia mayoría, junto con otros trastornos mentales, situación clínica reconocida y denominada Patología Dual, que sucede en, al menos, el 70%, según estudios epidemiológicos españoles e internacionales, datos que con las evidencias actuales, están probablemente infra diagnosticados. Los trastornos mentales de cualquier tipo cursan en más del 50% con usos problemáticos o adictivos a sustancias. Las actuales evidencias  científicas apoyan que no se trata de dos trastornos diferentes, sino de distintas manifestaciones clínicas que interactúan y se presentan según circunstancias individuales y medioambientales, de forma conjunta o secuencial, indistintamente de que se manifieste primero una u otra.
  • Los estudios epidemiológicos no incorporan las adicciones comportamentales o adicciones sin sustancia, como el trastorno por juego u otros, reconocidos ahora como equivalentes por sus semejanzas clínicas y neurobiológicas con los trastornos adictivos a sustancias. Sin embargo, estas adicciones se ponen en marcha también en personas vulnerables y con otros trastornos mentales.
  • Los trastornos adictivos y la patología dual pueden ir asociados a otras enfermedades médicas, como las infecciosas por ejemplo, que forman parte integral del propio proceso de la patología dual.
  • El efecto de las sustancias con capacidad adictiva es diferente, en ocasiones antagónico, en distintos grupos de personas, lo que incorpora a la patología dual, el concepto de Medicina de Precisión o personalizada para tratar a los pacientes que las sufren. El enfoque de la patología dual permite, así, un tratamiento biopsico-social personalizado para individualizar el tratamiento en las personas y no en las sustancias.
  • Los pacientes con trastornos mentales, incluidas las adicciones, deben tener acceso a un único modelo asistencial multidisciplinar que integre y/o coordine la red de salud mental y la red de adicciones. La existencia como hasta ahora de dos puertas, adicciones y salud mental, para un único enfermo, conduce al que ha sido llamado “síndrome de la puerta equivocada”. Todo paciente tiene derecho a ser adecuadamente evaluado por profesionales expertos y a recibir una asistencia integral en patología dual, basada en las evidencias científicas. La existencia de dos redes asistenciales no es suficientemente eficaz ni eficiente y deja a muchos pacientes sin diagnóstico de la patología dual, como puso de manifiesto el estudio epidemiológico de Madrid, y por tanto sin acceso a un tratamiento integral.
  • El concepto de patología dual, basado en la neurociencia, ciencia de carácter marcadamente multidisciplinar, es el único que garantiza un abordaje integral de estos pacientes en sus vertientes biológica y de forma inseparable, como en cualquier otro trastorno mental, la atención psicológica y social. En los años ochenta del siglo pasado los pacientes con trastornos mentales fueron integrados definitivamente en el Sistema Nacional de Salud, con la excepción de aquellos que sufrían de forma relevante adicciones, exclusión que discriminó a estas personas, relegadas a la atención en redes diferenciadas. Por todo ello, estas sociedades científicas expresan: “En el abordaje de las personas con adicciones y con patología dual se deben aplicar los conocimientos científicos, tanto de la medicina como de la psiquiatría y psicología actual. El tratamiento basado en las evidencias científicas debe centrarse en el paciente, ser integral, de calidad y de libre acceso. Todo ello ayudará a no repetir los errores del pasado y evitará que se estigmatice gravemente tanto al paciente como a sus familias”

 

 

Bibliografía:

http://www.patologiadual.es/docs/Decalogo_Patologia_Dual_SEPDv2.pdf